jueves, 29 de enero de 2009

Joseph D'anvers

Joseph D'anvers, además de músico, escribe relatos breves. Estaría bien leer alguno... He escuchado sus dos discos de estudio, Les choses d'en Face (2006) y Les Jours Sauvages (2008). El primero es un poco más francés y el segundo más anglosajón, por el uso de guitarras y demás, sin dejar de tener su toque, y ambos son buenos.

Se supone que su canción bandera de este último disco, o el single (creo), es Kids, pero a mi me gustan más otras -que gustazo encontrarse con un artista del que puedes elegir más de un tema- como por ejemplo...


Sept jours d'une vie

En nuestros vecinos del norte podéis informaros sobre este artista, es bastante completa e interesante.

Aciaga semana en la quinta del sordo

Días después de que el museo del Prado refutara la autoría del Coloso a Francisco de Goya, expertos de la National Gallery of Ireland se desmarcan afirmando que "casi seguro" El Prendimiento de Cristo, atribuido a Caravaggio, tampoco fue pintado por el pintor maño.

Las reacciones no se han hecho esperar y numerosos expertos del todo el mundo han confirmado a su vez la no autoría de Goya sobre diferentes obras en principio atribuidas a otros artistas tales como Dali, Picasso, El Greco y un largo sin fin de nombres. Incluso hay quienes dudan que ni siquiera fuera un Coloso, sino una Colosa y estuviera divina.

martes, 27 de enero de 2009

Kids

La noche había caído. El momento que todos estaban esperando había llegado. No había vuelta atrás. No se podía escapar. Nadie se atrevió a romper el silencio. ¿Quién iba a ser el loco que perturbara la quietud?. Las miradas se posaron en Él.

Toda su vida se había preparado para este momento, Al igual que hiciera su padre y el padre de su padre. Su linaje había esperado durante siglos y ahora, por fin, probarían el valor de su sangre. El resto tan sólo acatarían su sabor, victoria o derrota, vida o muerte.

El Oráculo no había predicho como acabaría la noche, ni siquiera sí habría mañana alguno. Privilegio y maldición unidos en un sólo hombre. Sintió la presión del destino fluyendo por su cuerpo. ¿Estaría a la altura?.

No podía esperar más. El tiempo se agotó. Miró a su pueblo, expectante y confiado, temeroso y leal, guardó unos segundos de silencio, quien sabe sí para cerciorarse de lo que iba suceder o tal vez para ahuyentar al miedo, y habló:

- ¿Queréis justicia?.
- ¡No!, ¡queremos a Soulwax!.

... y se pusieron a bailar.



Soulwax han remezclado kids, el éxito de MGMT. En breve tendremos post de Soulwax, en cuanto tenga un poco de tiempo (y ganas) para seleccionar algunas canciones, porque posiblemente son los mejores Dj del mundo (incluido todo aquello que no son Estados Unidos). Mientras tanto, la remezcla llamada Nite Version...



(Tal vez debería haber puesto que estaba haciendo el post sobre Justice y su documental/concierto en dvd Across the Universe, publicado hace nos meses, y salió esto... es humor sobre música, el texto, claro, ains, que sí, tiene su gracia, en fin... El documental de Justice no lo he visto, pero tiene pinta de querer darse un baño de mulitudes, regarse la oreja y realmente no decir mucho. El audio del concierto está bien.)

Arcade Fire

No voy a descubrir a estas alturas a Arcade Fire, grupo coral nacido en Montreal (Canada) y que utilizan en su música multitud de instrumentos.

Reconozco que escucharles más de la cuenta -medida objetiva para cada cual- es como pasarte una semana viendo catedrales, son bonitas, magnánimas, excelsas, espectaculares, ..., pero ¡coño! que bien sienta ver una casita sencilla y pequeña. Con esto quiero decir que (en mi justa medida) me maravillan y mucho.

Arcade Fire publican dvd llamado Miroir Noir. Es un documental sobre la grabación de su último disco Neon Bible -disco muy recomendable- en el que también incluyen actuaciones en directo. Está realizado por Vincent Moon encargado de realizar los vídeos para la La Blogothèque, así que ya os podéis imaginar el estilo.



En serio, es uno de los pocos grupos que actualmente tengo ganas de ver en directo, no sólo por aprovechar que pasen cerca del barrio, sino que tengo bastante curiosidad por comprobar su propuesta en directo... algo no usual... eso sí, después necesito gente cerca para no "suicidarme" por culpa de algún desfase ideal romántico del sufrimiento, que con estos tipos a veces no sabe uno en que siglo vive.

lunes, 26 de enero de 2009

Take me out

Cuando te dan un post medio hecho, lo mejor es tirar un poco más de la manta y terminarlo...
(Actualización: ... y si se te adelantan, más)

The artwork from the single "Take Me Out" was inspired by a 1923 poster for "One-Sixth Part Of The World" by Rodchenko.

Take me out es, entre otro millón de cosas más, una estupenda canción de Franz Ferdinand, concrétamente esta (que en directo tiene que ser para empezar a brincar y morirse del gusto)...




La primera versión aporta un contraste con la original muy interesante. Scissors Sisters hacen una versión a su estilo o un estilo, porque estos muchachos son todo fiesta salvo cuando les da por relajarse, que suenan a esto...




Hay que volver a la energía y liberarla. Vamos a ver qué os parece la siguiente versión. Corre a cargo de Guillemots, interesante grupo, y fue tocada en directo durante una sesión en nosédónde nimeimporta mientraspuedaescucharla. Tiene su punto excéntrico que hace que la odies o la ames, ¿...?




A mi me gusta.

Sigamos con una remezcla. No sé sí fiarme o no de internet y los títulos que la gente pone. He encontrado un Take me out Daft Punk remix... me fiaré... según la wikipedia aparece en la edición francesa del single (12")...




No me convence demasiado la remezcla,
o soy yo o esperaba más -o mejor ambas opciones-.

The Magic Numbers -y comenzamos la peregrinación por el desierto- también versionéan la canción. Para mi este grupo no termina de arrancar, tan pronto me gusta alguna canción como me empalagan demasiado. Son como un padre protector y dulce que le quieres por ser tu padre pero que de vez en cuando te preguntas por qué no será el del vecino... además, esas barbas gays reminiscencias de abba, en todo el grupo, jajaja, naaa que estoy vacilando, olvidarlo... pero sí es que son como veteranos boyscout católicos alimentados a base de tigretones y bollitos de la pantera rosa... perdón, perdón, ya paro, ya paro, mis respetos al sr Bimbo...




Salvo 40 segundos, la versión no me gusta.
Lo que tarda el ascensor en subir a casa.
Repito, no tomarme en serio.

¡Uy!, estoy escribiendo lo que me gusta y lo que no, con lo dado que soy a incluir todo por etc motivos. De perdidos al río. Biffy Clyro son un grupo de rock de Glasgow que no saben que hacer con la canción y por ello se ponen a gritar, porque gritan y puede que tenga nódulos o una resaca con boca seca. Luego me arrepiento de escribir estas cosas. Sino les conoces -como es mi caso- esta versión te quita las ganas, flaco favor se hacen. El grupo no suena mal, pero el daño ya está hecho...




Para terminar, Of Montreal. ¿De dónde serán?, pues claramente de... Athens (Georgia, EEUU, de donde REM). A mi este grupo me gusta, pero también reconozco que la versión no aporta nada nuevo y como ya he escrito demasiadas sandeces con mi nombre abajo firmante, that's all folks...

viernes, 23 de enero de 2009

Lucy (5 + 1 Historias)

Llevo unas horas en casa. Podría decir que en silencio pero mentiría. Estoy escuchando una clase de blues. Parece que cincuenta años sólo importan un mes en la vida. Ella no ha vuelto a llamar. Tengo la sensación de que me he excedido. La mesura nunca estuvo destinada a un sexto lord. Isabel tocaba el saxo, pero todavía no es el momento de hablar de ella, porque antes quiero recordar a Lucy.

Lucy era la violinista del grupo. ¿Quién sabe de que estaría hecho su tejado?. Su música era embriagadora y reconfortante por igual. Sí hubiera vivido en los albores de la humanidad, más de un luthier hubiera nacido sólo para servirla. Ella eligió este camino, porque toda belleza tiene adscrita su porción de crueldad. Al oírla nunca podrías imaginar que ella pudiera albergar dolor. Pensarías en su infancia feliz, pero fue la única de las cinco que convivió con una guerra, la peor de todas.

Lucy vivió en un pequeño pueblo cercano a las montañas. En esos días los tiempos eran convulsos y una ola de odio y xenofobia azotaba al viejo mundo. Afortunadamente, como ella confesó en más de una ocasión, le tocó ser parte de los vencidos. No le gustaba hablar de su pasado salvo cuando era necesario recordarlo. Su pueblo dio nombre a uno de los demasiados campos de genocidio creados para eterna vergüenza del ser humano. Mi padre me contó que una vez la vio pensativa y se acercó a hablar con ella.

“Una noche, en la que la temperatura era cálida, salí a pasear cerca de las vías. A mis padres no les gustaba que fuéramos por allí, ni yo ni mis hermanos, pero era nuestro lugar favorito y ningún hombre de uniforme nos lo iba a quitar. No comprendíamos lo que ellos representaban... hasta esa noche.

A lo lejos se veían luces que iluminaban la noche y apenas se oían ruidos, sólo trenes y alguna bocina que interrumpía la quietud cada pocos minutos, con cierta regularidad. Me acerqué a gatas para no ser vista. Esos hombres armados estaban escoltando vagones a su paso por el puente. Había mucho ajetreo y aún así se mantenía la calma, casi el silencio. Todos sabíamos que estaba sucediendo. Al momento, otro de esos trenes llegó. Se detuvo frente a los guardias e hizo repicar su silbato ante la sonrisa general. Esas notas me congelaron el alma. Eran el despertador de la muerte. Tras el maquinista aguardaban varios vagones cerrados, de madera todos ellos y por cuyas rendijas se entreveían miles de cuerpos amasijados, encarcelados entre sudor y miedo, sabedores de que su futuro había acabado unos meses atrás.

En ese instante decidí amar la belleza y las lágrimas escaparon de mis ojos, conscientes de que ellos no podían hacerlo.

Caminé hacia casa con el corazón en los dedos. Nunca he sentido tanta tristeza y allí, regresando, a punto de perder la esperanza, encontré un viejo violín olvidado.

Mi madre me había enseñado a tocarlo, pero yo quería jugar con las otras niñas y no perder el tiempo con ese aburrido trozo de madera, así que me negué a practicar, a pesar de que decían que podría llegar a ser una gran virtuosa. Me dejaron olvidarlo. La felicidad de una niña por encima de los sueños de sus padres. Ese día, con el violín en mis manos, entendí mi don y lo acepté. Supe que tenía que hacer”.

Después de contarle su historia a mi padre, quien años después me la relató a mi, Él se acordaba de todas y cada una de las palabras, Lucy se le quedó mirando y añadió que ninguna frase podía explicar como se sintió, pero que sí podía hacerlo con su violín. Mi padre no dijo nada, esperó. Lucy sujetó su violín, respiró hondo y dio vida al arco. Tocó durante diez minutos. Mi padre decía que jamás había llorado tanto como en ese día. El rostro del dolor era sublime pero cada nota que brotaba era una espina que se clavaba en su llanto, un paso más hacia un lecho de camelias cuyo descanso era bienvenido.

Después de esa noche, en la que Lucy encontró su violín. Cada día se escondía en los bosques cercanos, en uno de los muchos altozanos, y tocaba para quienes no podían huir. En esos parajes las fuerzas del eco jugaban a su favor y la música llenaba el valle tan falto de esperanza. Una isla de felicidad en medio de un mar aciago. Los primeros días intentaron descubrir quien era el responsable de tal gesto, una osadía para quienes ostentaban el poder, el maldito poder; pero poco a poco dejaron de buscar. Por unos minutos los roles no existían. Nunca nadie adivinó que era la pequeña Lucy quien llevaba paz y perdón a la abundancia y reconfortaba y daba fuerzas a quienes ya sólo deseaban su final.

Todo cuento tiene su fin o su principio y la guerra terminó. Los ganadores fueron vencidos y los vencidos deseados. En su huida, cobarde y temerosa de sus actos, tuvieron tiempo de cambiar el orden de mando. El último trayecto, el peor sí eso fuera posible, corrió a cargo de un ser maligno. Nunca te fíes de quien no pueda amar la música, aunque sea un único segundo. Quiso descubrir a ese molesto violinista que se burlaba de sus creencias. Dedicó todos sus esfuerzos y su empeño en ello.

Una noche encontró y acorraló a la pequeña Lucy. Era el fin. Iba a ser ejecutada y nunca juzgada. Rodeada por una veintena de hombres armados y uniformados, como la noche en que todo comenzó, aguardó a que el General llegase. Una vez allí, ese monstruo la miró un segundo, nada más. En su interior no podía creer que un ser tan insignificante hubiera dado tanto que hablar y durante tantos meses, mofándose de sus ideales. Lucy oyó como decía “¿Y esto es todo?, ¡matarla, ya!”. Los hombres se miraron unos a otros. Eran los mismos que durante estos meses habían amado las notas que esa dulce niña les regalaba. Durante esos minutos no se habían odiado por lo que permitían. Ser parte de la ponzoña que destruye el alma tiene su precio, un alto precio. Lucy tocó de nuevo, su última melodía en esos valles.

Vuelvo al presente, a mi presente. Tengo que llamarla. Lucy fue valiente cuando tuvo que serlo y yo estoy aquí, sentado en el sofá de mi casa, escuchando música y bebiendo whisky de malta con hielo. Todo lo que no veo no existe, sino está conmigo no tiene cabida en mi pequeño mundo. Galileo no debió tener mal de amores. La he colgado cuando ha querido hablar conmigo. Eso no es dar tiempo, es regalar un billete sin retorno hacia la eternidad pero con otra vida que no me incluya. En cuanto el tercer hielo se derrita, la llamo... el mal hecho no distingue un segundo más de un infierno menos.

¿Pero qué pasó con Lucy?. Una vez dado la orden, los soldados se negaron a llevarla acabo. En la locura del amor perdido está la belleza de los actos. Dejaron que la niña se fuera y simularon su muerte. Su jefe nunca supo la verdad, su prepotencia fue su venda, hasta que años después, desde el exilio, desde su escondite, reconoció su música y se convirtió en su mayor castigo, la insurrección de quienes creía sus lacayos. Unas semanas después fue encontrado por el pueblo que tanto denostó, quizás así lo quiso, y su vida se esfumó. Nadie lloró su pérdida.

Lucy nunca quiso ser famosa por lo que sucedió en esos días, hizo lo que tenía que hacer. Ellos, todos ellos, así lo entendieron, el anonimato era parte de su intimidad, un vínculo sagrado que cada uno guardaría junto a sus sueños. Pero por mucho que pasen los años siempre recordamos el olor de esa mujer que fue parte de nosotros, o ese hombre, y aquellos que sobrevivieron a la barbarie, pocas personas en comparación, reconocieron su manera de interpretar, a la dueña de esa música que les ayudó a querer vivir un día más, cada día uno más. A la manera de ambos, mostraron su agradecimiento. Incluso aún, después de tantos años, Lucy recibe cartas anónimas en las que tan sólo se puede leer “Gracias”.

jueves, 22 de enero de 2009

Zdzislaw Beksinski

He llegado a casa y mientras revisaba el correo y demás me he encontrado con este artista polaco


Nació en 1929 y murió en el 2005, menuda época le toco vivir... casi puede explicar parte de su obra, dicho sin saber casi nada de este artista. He leído que fue hallado muerto en su casa con diecisiete puñaladas en el cuerpo.... además su mujer murió en 1988 y un año después su hijo, un popular periodista y locutor musical, se suicidó y fue el propio Beksinski quien encontró el cuerpo.

Llevo un buen rato descubriendo su obra y me parece jodídamente bueno. Es tétrico, oscuro, apocalíptico,... y a su vez fantástico, colorido, esperanzador. Pocas veces alguien consigue juntar en la misma obra sensaciones extremadamente opuestas y que encajen y convivan perféctamente... no se puede dar la razón a la locura tan descaradamente... y como no sé que obras elegir -afortunadamente hay mucho donde hacerlo-...
Warinng: es devastador


Vidas descruzadas

Le gustaba asomarse a la ventana cada noche. Subir el cristal y sentir el viento en su rostro. Tenía un sueño. Con cada nueva oportunidad deseaba que ella le viera y así poder cerrar sus ojos. Necesitaba aire libre y espacios abiertos. La ciudad le encogía el alma.Sus retinas le dolían del esfuerzo producido por no dejar de buscarla. Subía al cielo y dejaba la mirada perdida. La ventana indiscreta desde la que ella se asomaba todas la noches no era suficiente. Necesitaba ser visto. Sabía que su vecino le observaba, Él no se escondía. Cada noche desde que se mudara al piso de enfrente la espiaba a cara descubierta y cada noche, desde ese mismo día, Ella negaba su presencia. Se sentía especial, mimada, pero nunca le prestaba atención. Temía que el día que así fuera todo cambiara, daba igual sí a mejor o a peor, pero cambiaría Descansó sin cerrar los ojos, con la mirada perdida. Le ignoró una vez más y cerró la ventana.

miércoles, 21 de enero de 2009

It Don't Mean a Thing (If It Ain't Got That Swing)

Hay canciones que dan buen rollo, esta es una de ellas.

En la actualidad está considera una de los estándares del jazz. Fue compuesta por Duke Ellington con letra de Irving Mills en 1931. Ha sido cantada por numerosas voces (y oída por oídos), muchas de las más grandes. ¿Cuáles seleccionar y cuáles no?, en base a qué decidimos... una locura.


La primera versión -elegiré unas pocas solamente (tarea difícil por la cantidad y calidad existente)- corre a cargo de la mejor cantante de jazz todos los tiempos para muchos, o por lo menos la más conocida, la gran Ella. Sin duda alguna Ella Fitzgerald es una maravilla de mujer, aunque para vergüenza de entendidos yo prefiero a Nina, cuestión de gustos, no de calidad, y a Billie, es más sensual. En esta actuación junto con la orquesta de Duke, y yo diría que Louis Armstrong también, se lo pasan de muerte.




Otras artistas relacionados con el mundo del jazz que han interpretado esta canción son Nina Simone (que grande es); Sarah Vaughan (es considera una de las cantantes más influyentes), James Stewart Glenn Miller (Big Bands, swing, Pennsylvania 6-5000,... in the mood); Thelonious Monk (inmenso pianista de jazz); y muchos más...
-Cada artista tiene su enlace con su versión y son recomendables-
... hasta llegar a Eva Cassidy. ¡Que lo voy a hacer!, me gusta mucho la voz de esta mujer y su versión suena tan personal.





Me he saltado a un buen puñado de buenísimos artistas. Para celebrarlo toca despedirse con The Nuskin. Yo no les conocía y me los he encontrado mientras buscaba este tema, así que copio directamente desde su myspace:
The NUSKIN es una nueva banda de Madrid que se forma a finales del 2006 Su musica mezcla el jazz,la electronica y la musica negra En Mayo se pondra a la venta su primer album : OldNU con Red Cave Records-Karonte En OldNU se revisan clasicos del jazz con diferentes texturas y esteticas ,ademas se incluyen dos temas originales




La penúltima versión elegida, que he oído esta mañana oí el otro día al poner música en modo aleatorio, la realizan The Puppini Sister, dignas herederas de las Andrew Sisters. Armonías vocales que nos devuelven a la época de la II guerra mundial (eso me recuerda qeu tengo que zurrar a un francés) y alrededores...




Hace unos años, esta canción se volvió a poner de moda revisitada por el grupo italiano Gabin y su popular Doo Uap, Doo Uap, Doo Uap. El resto del disco tampoco está mal que yo recuerde, destaca otra canción llamada La Maison (más cercana al chill-out). El resto de su música no la he oído, pero ahora que he visitado su web y viendo lo funky que suenan, les recuperaré. El vídeo merece la pena...

domingo, 18 de enero de 2009

Mini (5 + 1 Historias)

Llevo cinco minutos sentado en el suelo del trastero mirando la portada del álbum y fumando un cigarrillo cuyo tabaco está seco y ajado por el paso del tiempo. Yo no fumo, nunca lo he hecho. Lo guardaba junto al resto de recuerdos.

Ella me lo dio el día que nos encontramos. Quería conocerla y le pedí un cigarro como excusa. Me dijo que era el último y que me lo daba igualmente. Me sorprendió su generosidad (o, como averigüé más tarde, su interés oculto). Decidí guardarlo, o los dos o ninguno... pero hoy sí, me lo estoy fumando y sabe a rayos. Vuelvo a mirar el álbum, me olvido de ella y pienso en las cinco mujeres y sus vidas.

Mini sí fumaba, al igual que lo hacían las grandes mujeres de la época. Era la más joven de las cinco, la más risueña, un punto y aparte para el resto, como sino encajara en el grupo y a su vez fuera una pieza importante. Todas lo eran en verdad. ¿Por qué empiezo por ella?. No lo sé. Sí la hubiera conocido, me habría enamorado de ella, aunque sólo fuera fugazmente.

Creció en una ciudad bañada por el arte. Cualquier calle, plaza, rincón en general, era digno de ser admirado. Stendhal hubiera sido multiorgásmico en ella. Ya de niña destacó tocando el acordeón en la plaza de Santa María de la Rivera, para deleite de vecinos, turistas y despistados, en donde miles de instantáneas congelaban a diario cada nota y emprendían su viaje por el mundo. De todos los instrumentos posibles, eligió el acordeón, simplemente porque le gustaba. Su virtuosismo alcanzó tal dimensión que su mundo se hizo pequeño y, como ella solía decir, voló tras sus fotos. El miedo a la claustrofobia es un acicate muy poderoso sí de pasiones se trata. Nunca fue capaz de enumerar todos los países que visitó en su mal llamada huida. Le gustaba detenerse en uno.

Quienes conocieron a Mini sabían que al igual que la luz esconde a la penumbra, su inocencia tenía un lado oscuro, no maligno, sino perverso, vicioso y obligádamente nocturno, delicioso de necesidad.

Conoció a un hombre seducida por el calor arrabalero que la enseñó a sentir, a oler, a acariciar y degustar, antes y después, a vivir la pasión. Él era bandoneonista y Ella se vestía de rojo y tacones negros, ceñía su liga y tentaba su cuello con un lazo también negro, recogía su cabello y entrelazaba sus piernas al son de una música que con cada nota calaba más a dentro mientras el lunfardo le agarraba fuerte. Se sentía la Maga que nunca fue, la que le faltó a Horacio, acá, allá y en ninguna parte.

A menudo, yo imaginaba todas sus aventuras e intentaba descubrir a todos los amantes que habría tenido o rechazado. Día y noche encerrados en la misma mujer, siempre juntos y siempre separados. Al llegar la luz de la mañana, la amiga, caminaba por la ciudad con su música dispuesta a robarte una sonrisa o cederte su ayuda sin miramientos, sin pedir nada a cambio; pero cuando la diosa madre recuperaba su trono y Selena humedecía su lengua, entonces, la amante, sacaba su daga y los hombres morían por beber su gracia.

Su paz interior duró poco en aquél país, demasiado para una mujer como ella. Idolatrar dioses en el olimpo es como reavivar una hoguera con los rescoldos de un amor frustrado. En un mundo dominado por hombres y para hombres, donde la mujer era musa de escaparate, Mini no se quedó al margen. Desvistió las ataduras establecidas y, como una falla que aguarda su momento en silencio, quebró todo presente, el proyecto perdido de salvador. Aprendió a crear su arte, el orgullo del país, y lo interpretó como nadie había hecho nunca.

Como era de esperar, las reacciones fueron adversas. Una mujer superando a los hombres y no sólo a los hombres, sino a los Tangueros. La cerraron puertas, perdió amistades, fue denostada, calumniada, sufrió amenazas, incluso fueron más allá, mucho más allá, como probaban las cicatrices que ocultaba en su cuerpo. Mini sintió miedo. Fue la única vez en su vida que sintió miedo. Nunca se perdonó aquella flaqueza, aunque no se arrepintió jamás. Fue necesario.

Una noche fatal, Él, el hombre que le había enseñado todo y con ella había aprendido, el hombre que la apoyaba en contra de toda la turba, encontró su inmediato destino. Cuatro dedos de frío acero en manos del odio anónimo le apartaron de sus labios. Esa noche, con la sangre caliente resbalando por sus manos y con el calor roto en mil pedazos carmesí, Mini juró no volver a dudar. Nada tenía que perder, el miedo sin alimento no es más que una artimaña social. La noche se acomodó bajo sus dedos. Su música robó los corazones de propios y extraños, detractores y clandestinos, todos se rindieron a su son.

Antes, ya había vengado a su amor. Unos dicen que a hierro muere quien a hierro mata, otros que la música amansa y la fiera cambia la presa. Ella guardó silencio, interpretó por boca de su bandoneón y nunca más volvieron a ver al asesino de su amado. El rumor se tornó leyenda y la leyenda pasado. Pocas veces volvió a tocarlo, no se puede sangrar eternamente sin morir por ello. Encontró una nueva vida, ni mejor ni peor, distinta.

He comenzado por Mini, ¡Cuantas veces soñé que yo era ese hombre que ella amaba!. Fue mi primer amor, imaginario, pero amor. Cuando era un niño mi madre al verme mirarla me decía “La edad te protege de caer en sus brazos... mala suerte para ella” y después sentenciaba “Sonríe, ya conocerás quien te haga llorar”. Razón tenía. Ahora, tantos años después, casi no la recuerdo y lo poco que almaceno en mi cabeza se me antoja ridículo, pueril y desconocido. Los años se encargan de mostrarte el polvo del camino y desvirtuar los inicios. ¿Cómo sería ahora?, ¿cómo seríamos los dos?, preguntas sin respuesta que no me canso de formular.

El móvil vuelve a sonar y me devuelve al presente, es ella. Antes no contesté. Colgué la llamada. Quiere tiempo, pues lo tendrá. El arte del suicidio empieza por ceder el control a la parte más estúpida del ego o la más narcisista, depende del ritual. Lo siento niña, estos minutos pertenecen todavía a la pequeña Mini.

Apuro la última calada, horrible, como todas las anteriores, y cuelgo la llamada otra vez...

sábado, 17 de enero de 2009

Calexico Joy Eslava 15/01/09

Hay diferentes tipos de música como diferentes estados de ánimo tenemos las personas. El jueves pasado estuvimos viendo a Calexico en Madrid, en la Joy Eslava con su aforo algo más limitado y sus precios al uso.

Calexico como su nombre indica son una especie de mezcla entre California y México, con sonidos fronterizos y que recuerdan a la imagen que cada cual puede tener de esos parajes. ¿Qué quiere decir?, pues nada, porque tengo tanto sueño que no rijo todavía.

Sin extendernos innecesariamente (ja!): suenan muy bien, al margen del estilo, te guste o no, a mi me parecieron buenos músicos. Tenía muchas ganas de verlos y no me defraudaron en absoluto. Salieron al escenario a presentar sus canciones de una forma cercana y natural, nada de mega estrellas. ¡Que para mi, en su estilo, son los putos numero uno!. Joey Burns, el cantante, se enrolla bastante, habla, gasta bromas y esas cosas. No sonaron tan folk como se podría esperar. Tuvieron sus momentos animados y otros en los que daba gusto disfrutar de la música, porque hacen algo que no está muy de moda y que (yo al menos) echaba en falta, al igual que hacen Wilco, dar importancia a todos los instrumentos. Que parece que en nuestros días si un segundo no está cantado, no vale. Una guitarra rasgando una melodía o un saxofón alargándola, la armónica llamando la atención, la batería marcando el ritmo ella sola,... en fin, oír.
(No he escrito "un saxo alargándola" porque nos conocemos ya).

Con ellos tocó Jario Zavala (Depedro), son colegas, además de que el disco de Depedro es una pasada también. Jairo también hizo las veces de telonero con su guitarra. Una manera diferente de escuchar sus canciones de estudio que siguen sonando igual de bien.

También cantó con ellos Amparo (Amparanoia) y como hoy tengo el día asín y estoy cansado de "la gente muñecos pez si me pones en el salpicadero lo mismo te hago de elvis que de perrrito o te cuento quien era Fassbinder" (no ofenderse que es una manera de expresarse): ¿No os gusta amparo?, pues dejarla en paz, coño. Tanto leer que no queréis que cante o que estropea la canción o lo que sea. ¿Qué sois más calexico que los propios Calexico?. Si ellos la han elegido, respétalo. Como todos tuviéramos que elegir el concierto que queremos...
Dicho esto, a mi ella me gustó.

Entre tanto instrumentos que tocaron (guitarra, acordeón, trompeta, armónica, trompa, batería, chelo, teclado) tuvieron tiempo para alguna versión/referencia (me llaman el desaparecido...) y ya está bien por hoy. Estoy desganado, terminamos con una selección de canciones, que no recuerdo yo sí tocaron todas estas (setlist), pero me gustan...



El resumen de verdad es que a mi Calexico me gustan y me lo pasé bien.

jueves, 15 de enero de 2009

Pixies

Como no tengo tiempo para mucho más y hoy me (nos) vamos de concierto fuera del pueblo, una rápida selección de los Pixies hecha en cero coma. ¿Qué quienes son?, ay dios...



A mucha gente no les gustan, pero su importancia es un hecho. En mi discografía particular son referente y un valor seguro, probablemente una de las mejores cervezas de finales de los ochenta.
Marchando una anecdotilla sin interés.
El Surfer Rosa (uno de sus álbumes, colosal) me lo regalaron mis hermanas cuando se fueron de excursión con el colegio a esquiar a Andorra y cercanías. Debió ser curioso ver como dos niñas de diez años pedían un disco que les había encargado el payaso de su hermano... Por lo menos no ponía "Recuerdo de Andorra".

miércoles, 14 de enero de 2009

Cosas de globos



¡Ya sabéis!, si practicáis la globoflexia hacerlo con seguridad y cuidado con esas torsiones de globos.

Bizarre love triangle

Every time I think of you
I feel shot right through with a bolt of blue
It's no problem of mine
But it's a problem I find
Living a life that I can't leave behind

There's no sense in telling me
The wisdom of the fool won't set you free
But that's the way that it goes
And it's what nobody knows
well every day my confusion grows


Saltándonos remezclas, remixes, samplers, directos, mashup y todo aquello que el baúl musical que el caos nos pueda traer, incluidas herejías, sandeces y alguna animalada hiriente,

¿Qué versión del
Bizarre love triangle
(de New Order)
os gusta más?.
(sí os gusta alguna)


[Beware the dog, es decir, rollo a la vista]

Para no ser justos, que no correctos, he escogido tres versiones con un corte similar, estilo baladas, pero antes sentemos precedentes. Una vez oí decir que New Order eran Joy Division sin Ian Curtis y yo no sé sí esto significa que Ian Curtis era muy grande o es simplificar las cosas demasiado. Para empezar no hacen el mismo tipo de sonidos y New Order tienen un punto más popular, o en comparación tenían, que Joy Division son un puto culto y su adoración está masificada. No confundir mis palabras que a mi me gustan una barbaridad. ¿Igual antes debería decir que los miembros de Joy Division, una vez fallecido Ian Curtis, formaron New Order?.

Ains. Todo esto comenzó en 1976... como tantas otras cosas buenas.
:D
[Be free, es decir, al grano]


Vayamos directamente a las versiones que no está el día para andar en manga corta...

Cantautora norteamericana y no sé que más norteamericana. Alcanzó el éxito con un álbum muy bonito, la niña tiene una voz preciosa, llamado Piece of You, en donde se encuentra la (creo) famosa Foolish game. Hacía mucho que no la oía y me gustaba bastante, aunque le perdí la pista un disco después. Canta muy bien y esta es su versión.




Ahora nos vamos a Australia, a lo típico, ver canguros, huir de los comedores de eucaliptos asesinos -koalas de día-, hacer surf, ir a la opera por fuera, decir kahuna y construir cárceles... ya estoy desvariando. Frente! (como diría Berto, la admiración se lee) es una muchacha de esas tierras que yo sólo conocía por esta versión, quiero decir que son un grupo cuya cantante es una tal Angie Hart. Debe ser muy famosas pero es que ahora me pilla con jet lag. Para tratar a todas los participantes por igual, diré que canta muy bien y esta es su versión.




No es que tenga muy buen oído, pero a mi me da que son la misma versión, y que el anuncio del golf en la que sale esta canción está cantado por el grupo Frente! y lo de Jewel son rumore rumore... y una excusa para ponerla.


Estos son dieciocho y la madre o el padre. Por ahí andan Marc Collin y una serie de voces y gentes que no tengo yo el cuerpo para andar nombrando, básicamente porque ahora me ha pillado volviendo a Australia y La France me queda lejos. Tienen un estilo muy particular, muy reconocible y estan de moda como su nombre indica, o por lo menos lo estaban hace 365 días. Siguiendo el mismo trato o la misma intención de trato, porque no somos ni equanimes, ni objetivos, ni justos, ni correctos; canta(n) muy bien y esta es su versión.





Dos versiones: Frente! o Nouvelle Vague.



Un favor. No os volváis locos saturando los comentarios, frenar el inmenso interés que os despierta este post que también hay que dar espacio de vez en cuando a la indeferencia. Gracias por no responder masívamente.
;D

martes, 13 de enero de 2009

Consenso teológico

Teólogos representantes de las cuatro grandes religiones, por primera vez en la historia, alcanzan un acuerdo existencial:
Dios no juega a los dados con el universo,
toca los huevos con el karma.

lunes, 12 de enero de 2009

Lisa Shaw

Lisa Shaw (myspace) es una canadiense afincada en New York y una diosa del House con toques de Soul -esto último no está contrastado-.

Una de sus éxitos es Cherry y aunque yo la escuchara este fin de semana, data del 2005.
¡Guaur, estoy en la cresta de la ola!.

Esta canción tiene, que yo sepa, cuatro versiones. La que más me gusta, más que el single, corre a cargo de Jay Denes (aka Blue six). Dj y productor encargado del sello Naked Music y este trabajo Re-creation que es el siguiente en mi lista (en estos estilos).

Como la vida es maravillosa e internet una paradoja, he encontrado casi todas las remezclas salvo la que más gusta, Cherry (Jay's nude vocal mix), y otra, Cherry (eric's 5rw mix). ¡Fuck!, una pena porque es un ejemplo de elegancia aplicada al baile downtempo.
El single y las otras dos...



Es que ni mangando reproductores encuentra uno algo decente. ¿A dónde vamos a parar?, vaya sociedad de mierda...
:D


Pd. Grooveshark, música online, se sale.

domingo, 11 de enero de 2009

5 + 1 Historias

Esta caja pesa más de lo que parece a juzgar por su tamaño. ¿Quién me mandaría a mi colocarla en la parte alta del armario?. Es la última vez que revuelvo el trastero. La vieja silla que he usado como taburete no ofrece mucha seguridad y se contonea de un lado a otro como una bailarina torpe y sin estilo. Mis piernas acompañan su movimiento. Me doy prisa por coger la caja. La sujeto con ambas manos, no sin demasiado esfuerzo, y la bajo hasta mi pecho. Al hacerlo un reguero de polvo y suciedad se impregna en mi ropa y la niebla que levanta me hace estornudar. Como me temía, la silla cede y una de sus patas se quiebra. En un visto y no visto caigo sin remedio hacia el suelo, pero, como sí de un tesoro se tratase, no suelto la maldita caja y la protejo con mi cuerpo. ¡Estúpido!, más me valdría haberla liberado a su suerte e intentar sujetarme a lo que fuera y salvar mi pellejo. Pero afortunadamente, mis huesos van a a parar contra el colchón que llevo años intentando tirar a la basura y que, olvidado, flanquea una de las paredes. Amortigua el primer impacto pero no evita que de rebote y haciendo honor a cuantas leyes físicas puedan existir, mi trasero se estrelle contra el suelo.

El dolor no tarda en aparecer. Creo que no me he roto nada. Bastante suerte he tenido ya que durante mi singular caída otros tantos objetos han seguido mi camino como sí de su mesías se tratase. La caja está intacta, igual de sucia, pero a salvo. ¿Qué habré guardado en ella?. Vuelvo a perjurar, la última vez que ordeno este infierno. No sé le puede conceder tiempo libre a quien nunca lo tiene. Tantas cosas por hacer que no sabes por donde empezar y acabas o malgastando el tiempo o metido en un cuartucho de 1x2 metros cuadrados. De aquí voy directo a la ducha. Parezco el yeti de la basura y lo peor es que la culpa es mía. Tendría que haberla llamado, es lo que quería hacer, lo que quiero hacer, pero me ha pedido tiempo. ¡Tiempo!, pero sí se queja de que nunca estoy con ella, que trabajo demasiado, que sólo pienso en mi vida, que no dejo espacio para que ella entre, que... ¿Cómo puede pedirme tiempo sí es lo que más le doy?. No la entiendo. ¡Que se joda!, me ha pedido “tiempo” para reunir fuerzas y mandarme a la mierda, como dijo el genio. La culpa es mía, sólo mía, y de mi hipermetropía sentimental.

Me levanto como puedo. Todo mi interés se concentra en los mensajes de dolor que recibe mi cuerpo. La estantería de enfrente debe ser de madera canaria ya que se desploma sin previo aviso unos minutos después. La veo venir por el rabillo del ojo y me aparto lo justo para que no me roce. El ruido que anuncia el final del desastre me sobresalta. Aprieto un poco más la caja contra mi clavándome una de sus esquinas en el estómago y casi desarmándola, el cartón añejo no es el material más resistente del universo. La próxima caja la compro de kevlar o mejor aún, mi ropa. Sólo me faltan un par de súcubos, tres ninfas, un fauno y unas cuantas llamaradas de fuego fatuo para llamar a Dante y charlar sobre Beatriz. ¡Que desastre!, dónde está la Onu cuando se la necesita.

Todavía tengo el susto en el cuerpo. Pensándolo bien, no me he matado de puto milagro. Me siento como Pandora en mitad de un bodebil. Resoplo. Ahora recuerdo que tenía que fijar la estantería a la pared. ¡Como nunca tengo tiempo!. Miro alrededor. El trastero está mucho pero que muchísimo peor que cuando empecé a limpiarlo hace ya media hora. Busco algún elemento más pendiente de alguna reparación. Hoy el karma me está ajustando cuentas. ¡Será cabrón!. Mi móvil suena, es decir, vibra. Está guardado en el bolsillo trasero de mi pantalón y me pilla desprevenido por lo que reacciono inesperadamente e incomprensiblemente. Mis brazos sufren un espasmo involuntario y sueltan la caja. Un amargo descanso, ya que durante todo este tiempo he sujetado la caja y mis brazos acusaban el esfuerzo, pero ahora la caja desciende. En ese instante el tiempo se congela. Mis pupilas se dilatan. Apenas puedo gritar un no mientras veo como cae sin remedio a cámara lenta, unos tres segundos en mi cabeza, medio en realidad, y aterriza sobre mi pie derecho. El tiempo vuelve a su velocidad normal. Contraigo y cierro mis ojos. Mi cara empieza a dibujar muecas y expresiones propias de un modelo de Munch. Me dejo caer al suelo. Sujeto el pie entre mis manos. ¡Como duele!.

Me he sentado sobre mi móvil que sigo sonando. Nunca pensé que me dolería el culo dos veces en el mismo día, ni siquiera una. Definitivamente voy a escapar de este lugar por mi propia seguridad, además, ¿quién necesita nada que lleve almacenado tanto tiempo?. Ni siquiera recuerdo que guardé en la caja. Su contenido se ha desparramado y mezclado entre el resto de objetos caídos, pero los reconozco, son mi pasado. En ella escondí todo aquello que me recuerda algún momento de mi vida, los buenos y los malos. Empiezo a recogerlos sin abandonar mi posición, extendiendo los brazos y sólo a ellos, no al resto. El móvil no para de sonar. Una vez más me sorprendo. Recojo un viejo vinilo de 45 rpm. Lo había olvidado, las había olvidado. Es el disco de ellas, Betty, Lucy, Ana, Mini e Isabel. Saco el móvil de mi pantalón. Me está llamando. No descuelgo. Sonrío. En una mano tengo mi pasado y en la otra mi presente. ¡Ellas!, cinco mujeres, cinco historias.

Al final ha merecido la pena bajar aquí...

sábado, 10 de enero de 2009

Behind Blue Eyes

No es por nada en especial, ha nevado de nuevo, anoche la escuché y desde entonces no me saco de la cabeza eso de No one knows what its like...

The Who, los autores (Pete Townshend en concreto) de Behind blue eyes, no sólo tienen canciones que encabezan csies varios -gracias a que tienen muchos fans y alguno productor de éxito a gran escala, investiguen, investiguen-, sino que su discografía está repleta de muchas buenas canciones. Después de este momento obvio mini revisitación de los clásicos, pasamos al post breve de versiones -en comparación con el anterior, seguro-. Pero primero el tema original y en directo, para marcar diferencias y de paso ver como sonaban...




The chieftains con Roger Daltrey como vocalista. ¡Que poco serio soy!. Actualmente se escribiría algo así como The Chieftains feat. Roger Daltrey. De cualquier manera es una interpretación en directo. ¡Hay que ver (u oír), suena igual que el cantante de The Who!. Aunque es una actuación que tiene pinta de tener unas cuantas primaveras ya, ¡ole ole y ole estos irlandeses que celebran sus 40 añazos en la música tradicional!...



Existen, como no puede ser de otra manera, unas cuantas versiones más, de todo tipo, pero la más popular posiblemente sea la de Limp Bizkit. No soy un gran seguidor de esta banda, pero bueno, pusieron de nuevo esta canción en el punto de mira. ¿Por qué digo que no me interesan actualmente demasiado?, porque sinceramente creo que la mitad de lo mejor de su discografía es esta versión...



Anoche viendo un capítulo de Californication sonó una versión de este tema, (des)gracias a ello he hecho este post. La segunda temporada de esta serie (a bote pronto) me ha parecido irregular, mejora según avanza la temporada y dejan de hacer el capullo. Sheryl Crow se encarga de esa versión. Desde el '93 en que sacara su primer álbum, anda que no ha hecho cosas esta mujer...

viernes, 9 de enero de 2009

Dido

Dido publica disco nuevo, el tercero, llamado Safe Trip Home, tras cinco años de silencio.

Esta mujer es una de las figuras de la canción actual por lo que no creo que sea necesario añadir nada sobre ella... y que no tengo mucho más tiempo no laboral, que no es lo mismo que libre. Una lástima, porque se merece un post en condiciones, ya habrá quien lo haga.

La anterior foto ha sido realizada por Kayt Jones con motivo de este nuevo disco. Se encuentra en la web de Dido, en donde además hay más fotos y no sólo actuales, sino del resto de su carrera.

El disco lo he escuchado un par de veces mientras trabajo. Poca atención pongo así, la suficiente para saber que me gusta. De momento me ha llamado la atención esta canción Us 2 little gods...

Cajón imagen

Mylene Jampanoi (actriz)


?

?

Jo Graetz

?

jueves, 8 de enero de 2009

Lesbo Vrouven

Me aventuro en estilos que no conozco mucho y con poco favor masivo. Estos tipos me los he encontrado hace unos días, aunque su disco Je reviens Geneviève lleva dando vueltas desde el 2006 o eso parece.

A mi me recuerdan mucho a cuando escuchaba a Fugazi (¿Por qué coños escuchaba yo a Fugazi con lo tranquilito y bien peinado que soy, sí además es casi el único grupo de ese estilo que me gustaba y me gusta?).

Es más, me recuerdan a una mezcla de Fugazi con algo de The Gossip.
¡Ya me aventuro a poner papa y mama a la gente!.

Lesvo Vrouven es el nombre de este grupo de tres y la siguiente canción es Crossfire.



Para Bande à part (página con sesiones y tal) tocan una canción llamada Good. No puedo dar más detalles que los estoy escuchando en este momento. Bueno, sólo uno más, que son de Canada.



A mi este rollo precariogaraje me mola de vez en cuando y no sé porque, bueno igual sí, va a ser que me gusta la base rítmica tan rayante de baterista monótono, la voz plana de contestador de operador de telefonía con poco protagonismo y las guitarras histriónicas extensas en el tiempo.
Jajaja.

Clasificados

Feed joven y con ganas de divertirse
busca blog para amistad o lo que surja.

martes, 6 de enero de 2009

Crazy

.... volvemos a los post de versiones al uso.

Sí hablamos de canciones del verano y nos quitamos de encima la losa de la barbacoa y las mamachicos sobadas, Crazy de Gnarls Barkley fue el tema del verano de hace unos tres años (el vídeo era también buenísimo). Primero el original y después versiones para aburrir...




Vamos a suavizar un poco el sonido y a relajarnos con una de las actuales damas del Soul, la británica Alice Russell. En su último disco Pot of Gold, que aprovecho para decir que está muy bien, hace una versión cuanto menos digna de ser oída una vez (y en fabchannel podéis disfrutar de uno de sus conciertos en la sala Paradiso de Amsterdam el día 30 de noviembre de 2008 y el corte nº 13 es la versión en directo de Crazy). De hecho por culpa de esta versión vaís a sufrir un post largo...




Como dirían Rocco o Nacho, por poner dos ejemplos: "la siguiente, que esta está que arde". Dejando al margen las tonterías, Crazy es un tema que gusta de ser versioneado o interpretado a secas. The Raconteurs con Jack Withe a la cabeza, esta vez sin Stripes, también se atreven. ¡Hay que ver lo omnipresente que este tipo!, se llevaría bien con Ivan Ferreiro. La versión es más de guitarras y en directo...




Mira que me cae bien Nelly Furtado -salvo el fly like a bird que no puedo con él-, pues he encontrado una versión junto a Charlotte Church (en el talk-show de esta última) en la que les pasa lo mismo que a mi por las noches: te idiotizas cual ser lamentable al margen del alcohol. No me gusta la versión, allá cada cual, pero sin embargo he encontrado otra de Nelly a solas que sí me gusta. Esta mujer hace una versión y luego se autoversiona (o interpreta) así misma, ¡hay unas pocas más!. El vídeo al que me refiero (y me gusta) es en directo, pero tiene la inserción desactivada, así que audio sólo...




Siguiendo la senda tranquila, nos acercamos a Ray Lamontagne. La de vez que habré puesto ya a este triste con aires sureños. Su versión es más movidita, pero sin salir del rollo acústico...




Para que el post no quede más largo aún (y sobre todo para no morir de psicodelia existencial, que lo de largo era una excusa), nos saltamos a Flaming Lips y vamos directamente a The Kooks. Para la Blogotheque se marcaron una curiosa versión, que majetes.¡Como han proliferado los lugares con este tipo de conciertos "cercanos"!, la novedad en el mundo de las ideas es una novedad en mayúsculas. Lo raro es que no haya uno que meta al artista en el baño mientras está a lo suyo... por mala acústica no será.




Esta improvisación de Cat Power (enlace) me ha hecho gracia, es simpática. Improvisación por llamarlo de alguna manera, mejor dicho es espontánea. Una curiosidad sin más...




De Violent Femmes me encanta su Blister in the Sun y algunas cositas más. Obviamente están en el post porque también hacen su versión. Sí te gusta el tema anterior, esta también lo hará. Es violentfemmestotaldelamuerte... aunque hayan pasado unos cuantos de años y algunos no en balde... por cierto, el Gone daddy gone es una versión que a su vez Gnarls Barkley hizo de Violent Femmes. ¡Se gustan los nenes!.




Muchos otros la han cantado en directo como por ejemplo Billy Idol o Of Montreal, por poner dos ejemplos con resultados dispares... también la han cantado Texas, ¡Como me gustaba el primer disco suyo, el southside!, en recuerdo de ello pongo su versión del crazy en directo...




The Zutons la interpretan en plan acústico. Son los del Valerie original que luego versioneará Amy Winehouse y remezcla posteriormente Mark Ronson con la voz de la propia Amy, lo que viene a ser un featuring...




Ya sí que sí, acabo el post, pero lo hacemos en plan friki, ¿es día de mirra, no?. No voy a poner a los chicos del theremin porque sí hay que frikear mejor hacerlo con la fuente, con los originales, con Gnarls Barkley (¡que mal se escribe el nombre!) vestidos de starwars.... y porque es muy buen vídeo, que crazys!!!!



¿Qué tal el día?, ¿algún regalo?.

lunes, 5 de enero de 2009

Thom Hell

Llevo unas dos semanas buscando cualquier tipo de audio sobre una canción en concreto y no hay manera. Se acabó el año y me quedé sin ponerla. Podría subirla yo mismo, bien, pero no, cuestión de principios... principio de cabezonería.

El tema que quería poner de Thom Hell es Alone. Es una preciosa canción y que a mi me recuerda algo a otra que ya he escuchado antes (¿?), dicho sin ser un problema ni acuse de plaiyio.

Thom Hell es un tipo noruego que se ha sacado de la manga un disco, God If I Saw Her Now, a camino entre el pop acústico, sonidos de musical, cierto aire de cantautor, arreglos de cuerdas y tal y algún mejunje más... Me ha gustado bastante, de hecho se ha convertido en uno de los que más escucho. No porque sobresalga por nada en especial, sino por eso mismo, porque lo puedo poner de fondo y hacer otras cosas, y porque me gusta, caraio, es bonito.

Como no he encontrado el tema, ponemos otro Don't let go, en versión acústica que ya habrá tiempo luego a lo largo de este recién nacido año para electrizarse.



Alone se puede escuchar en su facebook.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...